Rosa de los vientos es usada en navegación desde siglos ancestrales y cubre las 32 direcciones principales en los movimientos en la superficie terrestres

Reservando butaca


Pasen y vean...
Este espacio está dedicado íntegramente al cine, el cine de todos los tiempos.
Una sección donde la sonrisa está asegurada. Pequeñas incursiones en el séptimo arte, desde el cine mudo al color, los musicales, los grandes obras maestras, etc
Todos tienen aquí un rencuentro con la menoría selectiva, que va gravando a pinceladas retazos de nuestra historia. Quién hubiera imaginado a la “Hayworth” cantando por fandanguillos, o el orgasmo fingido de Meg Rayan comiendo un sándwich vegetal .

Reserven butaca, que la sesión da comienzo.

El balcón de oriente

Contenidos insurrectos, estrafalarios y pendencieros.
Un balcón con una vista esplendida hacía oriente. Quizás porque es allí donde se esconde los magos, o donde las mil y una noche dieron rienda suelta al sueño. O al enseño. O al mañana. O al pasado.

Desengáñate con tus propios ojos, como diría la abuela Petra.

Desde el infinito y más allá

Al principio fue el hombre, le siguieron las palabras. Desde hace millones de años, nos persiguen instintos innatos. Una forma del Ser para sobrevivir. Entre los infinitos detalles, complejas formas de amar, de sentir; de expresión en definitiva. Todas las tragedias griegas, todos los fados, todas las coplas, toda la poesías, todas las pinturas, las esculturas, la música, tienen aquí un espacio... todo, eres tú. Sentimientos envueltos en un halo, creados a nuestra imagen y semejanza.

En tu idioma, es más fácil:

11 jul. 2010

El balcón de oriente 2 "La adopción"






Salí de una caja de zapatos, creía que la vida sólo serían esas cuatro paredes. Mientras viajaba a “no se sabe a qué lugar”, sostenía una larga charla con una pequeña compañera de vicisitudes. Ella cientos de veces más pequeña que yo, ¡qué digo cientos, miles!, pero de una enorme sabiduría. Me rebeló, que aquel habitáculo sólo era una sencilla caja de traslado. Jugueteaba entusiasmada con el divertido aspecto de aquellos “no se sabe que” Fascinada por el maravilloso colorido que según mi amiguita, eran simple mariquitas estampadas en el cartón. Reconozco estar desilusionada por el descubrimiento.
Lleguemos al destino, canturrearon “cumpleaños feliz”; mi ego se inflo. Abriéndose lentamente la tapa, finalizo el suspense. Por fin pude ver mi regalo. Tenía los ojos grandes, de mirada dulce y de aspecto tranquilo. Era mejor de lo que imaginé, cuando entre conjeturas, mi realquilada camarada, me aventuro la posibilidad de acabar sin hogar. Pero allí estaba él, majestuoso, casi sin pelo, oliendo tan distinto a mí. Le besé, le ronroneé... fue cuando supe que estábamos hechos el uno para el otro. He decidido adoptarle. Se llamará Pepo. Lo estoy domesticando. Cuando abre la puerta de su caja, le llamo y me contesta. ¡Es inteligente este gatazo! Vamos a ser muy felices, lo presiento.






2 comentarios:

Judit dijo...

M´encantaria que fossin les mascotes qui triessin als seus amos. Segur que tindrien més bon ull que nosaltres!

Petonets! "Coneguen" al Pepo, aquesta boleta peluda serà feliç!

Anónimo dijo...

siento no haber estado en esos momentos tan dificiles para ti , pero que otra cosa podia hacer , tu elegiste a mi marido por encima de nuestra amistad , una amistad inquebrantable, solo me quedo alejarme , pero solo espero que en el fondo de tu corazon sepas que siempre estare ahi .... por encima de lo que digan o piensen los demas